No hacemos vídeos porque no nos gusta cómo nos vemos, ni lo que decimos ni posiblemente nuestra voz. ¿Cómo superar ese miedo?

– Pinchar aquí, para suscribirme a LinkedIn Sencillo en Spotify.

– Pinchar aquí, para suscribirme a LinkedIn sencillo en Ivoox

– Pinchar aquí para suscribirme a LinkedIn sencillo en  Itunes


LinkedIn y la vida real

Siempre nos da respeto nuestra primera vez de algo: el primer día de trabajo, la visita a un cliente nuevo, nuestra primera presentación, cuando le pedimos salir con nosotros a nuestra pareja y cómo no cuando creamos nuestro primer contenido en vídeo.

Todas estas primeras veces tienen algo en común: la próxima vez lo harás mucho mejor. 

No digamos que quedó mal. A mí me gusta mucho más decir que tenemos capacidad de mejora. ¿Tú te imaginas hacerlo todo muy bien a la primera? Estaríamos mucho más tensos la siguiente vez. Sólo nos quedaría la opción de igualar o simplemente quedar peor. Personalmente me siento mucho más cómodo sabiendo que hoy lo voy a hacer mejor que ayer.

Muchas personas me cuentan que para mí eso de hacer vídeos es muy fácil. Que es un don natural. Ese don natural ha venido después de grabar más de 100 vídeos. Para que te animes a mejorar te dejo aquí mi primer vídeo de septiembre de 2015. Ya han pasado unos añitos. Sí, soy yo. Así que fíjate si tienes capacidad de mejora. Y no borro este vídeo porque me gusta que todo el mundo vea mi evolución:

El artículo de hoy va dedicado a Mar Martín que me sugirió el tema. Espero que le guste.

Hoy vamos a ver:

  • Cómo superar nuestros miedos al vídeo
  • No hacen falta medios técnicos
  • Cómo mejorar

 


¿Cómo superar el miedo a grabarnos?

Ya has visto mi primer vídeo. Desde luego que no es para lanzar cohetes. Fundamentalmente no soy yo mismo:

  • Hablo muy lento
  • Boca pastosa
  • Me siento artificial

 

¿Piensas que eres único? La mayoría tenemos los mismos miedos a la hora de grabar en vídeo. Lo sé, porque yo también los he tenido:

  • No doy bien a la cámara
  • Físicamente no me veo bien. Me da vergüenza que me vean así (gordo, flaco, blanco, moreno, con arrugas, …)
  • No me gusta mi voz
  • Me quedo en blanco en cuanto tengo que grabarme. Puedo dar conferencias y formaciones y me bloque cuando estoy con la cámara.

 

Temas físicos

Echa fuera todos los miedos relacionados con tu parte física. Nos resulta muy raro escuchar nuestra voz, posiblemente no estemos conformes con nuestro aspecto físico y tampoco nos guste cómo nos vemos delante de una cámara. Sin embargo, hacemos nuestra vida normal. No nos da vergüenza ni pensamos en estas cosas en nuestro día a día: cuando vamos comprar y nos ven desconocidos, cuando nos tomamos un café con un cliente, cuando vamos a una formación con desconocidos, cuando grabamos un audio de whatasapp, incluso a veces vídeos felicitando cumpleaños, o simplemente hablando con personas que conocemos como compañeros, clientes, proveedores, socios o cualquier tipo de persona que te imagines.

Seamos positivos. En la vida normal todos te hemos visto tal y como eres. Y nos gustas. No vemos nada raro. En cámara pasará lo mismo.

 

El miedo a la cámara

Este sí que es un miedo más complicado de superar. Sobre todo si estás solo grabándote. Impone.

Aquí hay personas que cuentan varios trucos. Que pongas detrás del objetivo de la cámara una foto de una persona que te genere confianza. Mi recomendación si puedes es que empieces a grabarte con alguien. Que sea una conversación normal y corriente. Luego esa persona con la que estás hablando se puede retirar y tú puedes seguir grabando. No cortes la grabación. Sigue grabando y luego editarás el vídeo.

Cuando empecé a grabar mis vídeos había veces que tenía que repetir hasta 20 veces. El primer vídeo que has visto tardé 3 horas en grabarle. No pasa nada. Tienes capacidad de mejora. Ahora mis vídeos suelo grabarlos entre tres y cinco veces. Rara es la vez que me sale bien a la primera.

Aquí te dejo un vídeo con testimonios de profesores de universidad que les costaba ponerse delante de una cámara. Este es el resultado. Acompañado sale mucho más fácil:

 

Cuando doy formaciones en empresa siempre lo hago así. Acompaño a las personas al principio del vídeo y luego les dejo solos. Y la verdad, que sale muy bien. Hace poco estuve firmando en la Feria del Libro, y una alumna de mi curso online LinkedIn SencilloEs María José Gelbert que quería mandarle una pregunta a Eva Vallina y sus jueves de tips. También tenía miedo a grabarse y a hablar a la cámara. Me puse con ella al principio a hablar un poquito y luego le dejé el palo selfie. Todo salió de maravilla y puedes ver el primer vídeo en este enlace.

Para grabarte, comprueba que la iluminación es correcta, no hay sombras y ponte el objetivo a la altura de la cara. Dale a grabar y empieza el camino.

 


No hacen falta medios técnicos

Mi primer vídeo que has visto sí que es cierto que hay croma y buenos medios técnicos. Como verás, eso no suple mi falta de experiencia. Ahora me grabo en la calle con un palo seflie y los auriculares del móvil y los vídeos quedan mucho más frescos y cercanos. Te dejo aquí uno de mis últimos vídeos para que veas la evolución comparado con el primero.

Grábate en exteriores

Para grabarse simplemente sin medios técnicos lo único que te hace falta es un palo selife (el mío es de Alle-Hop por 5 euros) y los cascos del móvil. Si te grabas en la calle con luz queda siempre mucho mejor que en interior. En los cupones de Telepizza nos gusta ver la oferta y el regalo y que sea diferente al anterior. Igual, como espectadores de tus vídeos somos muy cotillas. Nos gusta verte en distintos sitios. Y si eres una persona que viajas tienes una oportunidad única de ofrecernos entornos distintos.

Si quieres hacer aún mejores vídeos te dejo aqui el articulo Cómo hacer contenido en vídeo para LinkedIn

Piensa antes en las ideas que quieres transmitir

Los primeros vídeos que me grababa, memorizaba el texto. Me daba miedo pensar que olvidaría algo importante que tenía que decir. En mi caso memorizar textos queda muy poco natural. Nos lleva a los tiempos del cole donde recitábamos la lección. Sin ninguna pasión en lo que contábamos. Simplemente un ejercicio de memoria.

Muchas personas me dicen que para mí grabar un vídeo es muy fácil. Que me pongo y me sale. Es igual que decir que la gente que sale en el Club de la Comedia improvisa lo que dice. Hay mucho trabajo detrás. Ya hablamos en su momento de Ideas para crear mi contenido en LinkedIn. Para mí lo fundamental es que las personas que consumen tu contenido aprendan algo que puedan aplicar y si lo pueden pasar bien, muchísimo mejor.

Una idea principal y tres ideas de soporte

Esta es mi clave de creación de contenido. Para escrito, podcast y vídeos. Si tienes más de una idea principal que quieres transmitir, entonces tienes dos piezas de contenido. No se trata de enumerar, sino de profundizar en cada uno de ellas. Es mucho más natural exponer ideas que memorizarlas. Igual que en una conversación normal. Es mucho más fácil explicarte con tus propias palabras que soltar un rollo memorizado.

Te dejo aquí enlazado el artículo Errores a evitar en la comunicación en vídeo


Cómo mejorar

Te doy la receta de la fórmula mágica:

Practicar, practicar y practicar

No me acuerdo a qué experto en comunicación le escuché decir que si todas las personas nos grabásemos un pequeño vídeo de 5 mintuos todos los días explicando lo que nos ha pasado en el día durante 365 dias del año, todos seríamos buenos comunicadores.

Lo sabemos y es complicado mantener ese ritmo. Quizá puedas empezar grabando dos vídeos al mes, y luego uno a la semana. Además de hacer el vídeo es importante revisarte. No con ánimo de destruirte sino con ánimo de mejorar. Echa un vistazo a:

  • La entonación de tu voz: si es muy plana. Ojo porque aunque cuando lo estés haciendo parece que tu entonación es muy exagerada y los gestos con tu cuerpo también, a la cámara no le parece lo mismo. Es más, lo agradece.
  • Muletillas: no las vas a quitar de un día para otro. Intenta en el siguiente vídeo al menos quitar una.
  • La estructura del contenido: después de escucharte vas a pensar que lo podías haber explicado mejor. Piensa cómo lo puedes mejorar la siguiente vez. Qué tienes que ensayar.

 

Y después de todo a editar el vídeo. Para los no iniciados, la aplicación inshot es gratuita, para móvil (IOS y Android) y muy fácil de utilizar.

Si haces un vídeo gracias a este artículo, nómbrame en tus rede sociales y te daré mi opinión.

 

 


  1. Tenemos nuestro miedos. Piensa que en la vida real no tienes esos problemas. Todos te vemos tal y como eres. Si te bloqueas, busca a alguien que te acompañe al grabar.
  2. No te hacen medios técnicos: un palo selfie, los auriculares del móvil y a grabar. Piensa en las ideas que vas a transmitir y grábate sin cortar varias veces.
  3. Sé constante y revisa para ir mejorando todos los días un poco.

Si quieres crear buenos vídeos, tener inspiración para el contenido, mi soporte y el de un grupo de profesionales como tú y plantillas para tus vídeos y tus entradas y salidas apuntarte a la Academia LinkedIn Sencillo.  O si quieres ir acompañado porque no tienes tiempo puedo acompañarte como mentor.

Recursos mencionados

Vídeos

 

Artículos

Recursos

 


Escríbeme un correo y cuéntame lo que quieras

Qué tal te va, qué dificultades tienes, qué te ha parecido este artículo, si has aplicado algo y te ha ido bien. O si no te funciona como esperabas.

Aprovecha para comentarme sobre qué temas te gustaría que hablase. Lo que quieras. Quiero hacerte tu día a día más fácil.

  • Te contesto en un máximo de tres días laborables.